Los alcaldes del siglo XX

 
Desde el año 1901 hasta el fin del siglo pasado ha habido 30 alcaldes en El Hoyo de Pinares, tal como se recoge en el cuadro adjunto. La forma de elección de los alcaldes ha sido de lo más variado en el pasado siglo, consecuencia de los diferentes regímenes políticos que se han sucedido.

Hasta 1924, la elección de alcalde y concejales se regía por la Ley Municipal de 1877 (promulgada posteriormente a la restauración de los Borbones con Alfonso XII y la constitución de 1876). Había una renovación cada dos años de una parte de los concejales, los cuales tomaban posesión el uno de enero del siguiente año. Hoy nos parece extraño, pero por entonces se celebraba un pleno el primer día del año para la toma de posesión de los nuevos concejales elegidos mes y medio antes, y la elección posterior del nuevo alcalde por mayoría; o simplemente para elaborar la lista de concejales y mayores contribuyentes de la villa en los años en que no había renovación. Hubo excepciones solamente en 1908 y 1920.

En la época de vigencia de este sistema, el pueblo se dividía en 3 ó 4 distritos, de donde se elegían 9 concejales. En 1916 es cuando se amplía a 10. Por ejemplo, en 1920, los distritos eran:
 
1.- Calles de la Corredera, Bodegones, Granado, Plaza de la Constitución, Puerta del Sol, Oliva, San José y Santa Teresa (4 concejales).
2.- Quevedo, Norte, Fragua, Lope de Vega, Solana, la Fuente, Desengaño, Resurrección, Modelo y Mediodía (3 concejales).
3.- Cristo, Cantarranas, Carmen, Umbría, Buenavista, Felipe Vallarino, Ancha, San Gil y adyacentes (3 concejales).
 
La ley establecía también que debía constituirse una Junta de vocales asociados, en igual número que los concejales, y elegidos por sorteo entre los contribuyentes de la localidad y por distritos. Su función era básicamente vigilar la correcta ejecución del presupuesto municipal. Sin embargo, esta Junta de asociados dará lugar a un curioso incidente al llegar la dictadura de 1923.
 
Después del pronunciamiento militar del general Primo de Rivera en septiembre de 1923, se ordena el cese de todos los cargos municipales, para ser sustituidos por los vocales de la Junta de asociados mencionada. De esta forma llega Gregorio Tabasco a la alcaldía el 1 de octubre de dicho año. Sin embargo, la autoridad gubernativa observa importantes defectos de forma en la constitución de la Junta de asociados que se hizo en mayo de 1923 (básicamente no haber seguido determinados trámites, como hacer pública la lista de contribuyentes), y suspende al mes y medio al ayuntamiento constituido. Inmediatamente se elige –por sorteo entre los contribuyentes y por distritos, tal como se hizo anteriormente- una nueva Junta, de la que resulta elegido alcalde Daniel González. Tampoco este ayuntamiento durará mucho. Después de pasados dos meses un grupo de vecinos, seguramente de acuerdo con los concejales y alcalde elegidos, solicita al Delegado Gubernativo del Partido de Cebreros que "se ocupe de dar una nueva dirección al pueblo" alegando incapacidad de los nombrados, entre otras cosas porque "el tiempo que tienen que perder en las sesiones les hace falta para ganar el sustento de su familia". El Delegado procede a designar a un nuevo grupo de concejales, que a su vez eligen como alcalde a Julio Miguel, maestro nacional. Será el único alcalde del siglo que fallecerá, casi 3 años después, ocupando el cargo.
 
Los sucesivos alcaldes son nombrados por los Gobernadores Civiles, ya que hasta 1979 –e incluyendo el periodo republicano- tenían potestad sobre los gobiernos municipales. Con la proclamación de la II República, se ordena el cese de alcaldes y concejales y toma posesión una Comisión Gestora nombrada por el Gobernador Civil. Posteriormente, se formará el nuevo ayuntamiento con los concejales elegidos. El nuevo alcalde, Luis Alonso, apenas ejercerá como tal los primeros meses, ya que por enfermedad solamente preside un pleno desde enero de 1932 hasta noviembre de 1934.
 
En octubre de 1934, el gobierno de Alejandro Lerroux, como consecuencia de los acontecimientos de la revolución de Asturias, cesa a los ayuntamientos gobernados por los partidos de izquierda, y se nombra un ayuntamiento interino que elige como alcalde a Fausto Santamaría Tejedor. Después de las elecciones de febrero de 1936, el nuevo gobierno de Manuel Azaña decide reponer en sus cargos a los alcaldes y concejales suspendidos en 1934. Sin embargo, ya no será Luis Alonso quien retome el cargo de alcalde, a pesar de ser el titular. Debido a su enfermedad es Luis Marín quien se convierte en alcalde (lo era de hecho desde 1932 a 1934) hasta que tiene lugar la guerra civil.
 
Con la entrada de las tropas del ejército del general Mola en octubre de 1936, el jefe de las mismas, (el comandante Tello, dependiente del coronel Rada), como autoridad de hecho, nombra alcalde a Avelino Carvajal y el resto de concejales del ayuntamiento. Será sustituido pocos meses después para de nuevo ser nombrado, también por pocos meses, en 1938.
 
Desde el final de la guerra civil, y hasta las elecciones democráticas de 1979, los sucesivos alcaldes son nombrados directamente por el Gobernador Civil, independientemente de los concejales. El sistema de elección de concejales se rige desde 1952 por el sistema de tercios determinado por las leyes del régimen de Franco. Este sistema establecía la renovación de una parte de los concejales cada 3 años. De los que eran renovados, un tercio correspondía al sector sindical (básicamente los agricultores y ganaderos afiliados a la Hermandad Sindical del Campo), otro tercio (familiar) elegido por los cabezas de familia de la localidad, y el último tercio elegido por los representantes de entidades económicas, culturales y profesionales. Cuando se producía una renovación de concejales, el alcalde nombraba a los tenientes de alcalde y las comisiones entre ellos. Este sistema se mantendrá en vigor hasta 1974. Los concejales serán ya sustituidos por los elegidos mediante sufragio universal en la elecciones municipales de 1979.
 
La historia reciente del periodo democrático es conocida por todos. Sin embargo, hay un hecho en la elección de alcalde en El Hoyo de Pinares que ha marcado un precedente en España. En la sesión de elección de alcalde de 1995 fue elegida Marisa Golmar, que por enfermedad no se hallaba presente, ni por tanto podía tomar posesión del cargo. Por acuerdo de los presentes, el concejal de mayor edad, Fausto Santamaría, ostentó la representación del ayuntamiento hasta que la alcaldesa pudo ejercer su cargo. Este caso nunca se había dado antes en la constitución de los ayuntamientos, y ni siquiera estaba por entonces contemplado por la ley y los reglamentos.
 
Raúl Santamaría Álvarez
 
 
RELACIÓN DE ALCALDES DEL SIGLO XX:
  • De 1 de septiembre de 1900 a 1 de enero de 1902: Francisco Fernández Organista
  • De 1 de enero de 1902 a 1 de enero de 1906: Luis Marín Coello
  • De 1 de enero de 1906 a 1 de julio de 1909: Tomás Álvarez García
  • De 1 de julio de 1909 a 1 de enero de 1912: Santos Estévez Galán
  • De 1 de enero de 1912 a 1 de enero de 1916:  Buenaventura Fernanz Martín
  • De 1 de enero de 1916 a 1 de enero de 1918: Mariano de la Fuente Herranz
  • De 1 de enero de 1918 a 1 de abril de 1920: Sebastián Herranz Sánchez
  • De 1 de abril de 1920 a 1 de octubre de 1923: Teodoro Herranz Sánchez
  • De 1 de octubre de 1923 a 19 de noviembre de 1923: Gregorio Tabasco Fernández
  • De 19 de noviembre de 1923 a 29 de enero de 1924: Daniel González Olmos
  • De 29 de enero de 1924 a 10 de diciembre de 1926: Julio Miguel Santamaría
  • De 20 de diciembre de 1926 a 26 de marzo de 1927: Guillermo Marín Bernaldo de Quirós
  • De 26 de marzo de 1927 a 21 de junio de 1930: Mariano Galán Navas
  • De 21 de junio de 1930 a 28 de abril de 1931:  Avelino Carvajal Balboa
  • De 28 de abril de 1931 a 22 de noviembre de 1934: Luis Alonso Bernaldo de Quirós
  • De 22 de noviembre de 1934 a 20 de febrero de 1936: Fausto Santamaría Tejedor
  • De 20 de febrero de 1936 a 11 de octubre de 1936: Luis Martín Bernaldo de Quirós
  • De 11 de octubre de 1936 a 1 de febrero de 1937: Avelino Carvajal Balboa
  • De 1 de febrero de 1937 a 6 de enero de 1938: Paulino Martín Ibáñez
  • De 6 de enero de 1938 a 10 de septiembre de 1938: Avelino Carvajal Balboa
  • De 10 de septiembre de 1938 a 26 de octubre de 1941: Fabriciano Galán Tejedor
  • De 26 de octubre de 1941 a 6 de diciembre de 1946: Félix Estévez Tabasco
  • De 9 de diciembre de 1946 a 11 de julio de 1952: Fabriciano Galán Tejedor
  • De 11 de julio de 1952 a 4 de enero de 1963: Timoteo Gallego Galán
  • De 4 de enero de 1963 a 24 de agosto de 1967: Julián Galán Estévez
  • De 24 de agosto de 1967 a 22 de febrero de 1973: Tomás Golmar Santamaría
  • De 22 de febrero de 1973 a 19 de abril de 1979: Julián Carvajal Luque
  • De 19 de abril de 1979 a 23 de mayo de 1983: Juan Galán Estévez
  • De 23 de mayo de 1983 a 30 de junio de 1987: Félix Alonso Fernández
  • De 30 de junio de 1987 a 15 de junio de 1991: Baltasar Martín García
  • De 15 de junio de 1991 a 17 de junio de 1995: José Navas de la Fuente
  • De 3 de julio de 1995 a 3 de julio de 1999: María Luisa Golmar Martín
  • Desde el  3 de julio de 1999: Fausto Santamaría Estévez
Recopilación: Víctor Martín Fernández

____
 


Fuente | Publicado en el Programa de Fiestas San Miguel 2002.

Ilustración | El Alcalde Timoteo Gallego y el Gobernador Civil José Antonio Vaca de Osma entregan viviendas sociales en los años 50. Fotografía propiedad de Timoteo Gallego, publicada en el libro El Hoyo de Pinares: Imágenes del Ayer, de Carlos Javier Galán).